Publicidad

lunes, noviembre 21, 2005

Cerdos, libertades y sanmartines

Si alguien creía que en este país la libertad de expresión en los medios de comunicación eran libertades fundamentales inviolables, le recomendaría encarecidamente que dejase de consumir según que programas de televisión. La realidad es muchísimo más dura y, lo que es peor, más execrable. O si no que se lo digan al juez Carlos Fanlo, el cual tras un artículo publicado en 20minutos en el que ponía a caldo al fascista nacionalcatolicista de F.J. Losantos, no solo ha sido amenazado de muerte telefónicamente -por lo que ha tenido que solicitar escolta policial- sino que el medio para el cual trabajaba, lejos de apoyarle en mor de una libertad de expresión coartada, ha hecho un escrito de disculpa para con sus lectores y ha suspendido su columna diaria. La derecha losantiana caza y derriba.

¿Qué teclas ha tocado el “señor” Losantos que ha hecho que un periodista de cierta entidad tenga que ser puesto en custodia policial por exponer sus -personales- ideas? ¿Qué oscuros teje-manejes manipula para que el periodista -y no olvidemos, juez- Carlos Fanlo haya sido despedido de un medio de comunicación? ¿A qué ha tenido tanto miedo el diario que se ha aprestado a dejar a un colaborador suyo con el culo al aire, dando una humillante y lamentable imagen de servilismo informativo?

Pero no se acaban aquí las preguntas. ¿Habría retirado la redacción de 20minutos la columna diaria del Sr. Fanlo si no hubiese levantado tanta ampolla? ¿Se habría jactado de una falsa libertad de expresión al mantenerlo en su publicación? ¿No hubo suficiente con la humillante retractación de Carlos Fanlo? ¿Porqué si es un artículo tan ofensivo como para decapitar a un periodista no se ha retirado el artículo de la web? ¿Puede existir en ello un afán de rentabilizar publicitariamente el asunto?

Por su parte, el ínclito y carrinclón “copero” sale absolutamente de rositas de sus continuos desbarres, insultos gratuitos y manipulaciones racistas proclamados a los cuatro vientos desde su cómodo y pío estrado apostólico. No hay nada como tener todo un conglomerado de acólitos radicales -tan nacionales como fundamentalistas católicos- para tener fuerza e imponer su ideología. Catalanes, vascos, socialistas, homosexuales o inmigrantes son escoria que se ha de barrer de su esplendorosa, grande y única España. La razón, para él, sólo es un periódico afín.

Que sepan los señores del 20minutos y los seguidores de Losantos, que muchísima gente hay que comulgamos con los pensamientos del Sr. Carlos Fanlo y que posiblemente acallarán una voz, pero no un pensamiento generalizado. La libertad de expresión, si existe, existe para todos, guste o no, y tachar de “analfabeto” al enfermo de alzheimer e indefenso expresidente español Adolfo Suárez, artífice del periodo más largo de paz de la actual historia de España, es uno de tantos sacrilegios que ha cometido usando su personal “libertad de insulto”. Consuela saber que a todo cerdo llega su sanmartín.

Pero jódase, “señor” Losantos, jódase. La familia Suárez ha tenido el buen gusto y la decencia de repasarle el señorío de un presidente del gobierno que no se puede defender con el arma más potente que existe, la palabra. Ellos no se han querellado contra usted.

Jódase.

4 comentarios:

Miércoles Adams dijo...

Hola, levo un tiempo sin comentar y sin leer y hoy me doy la panzada de varios post seguidos jajajajaj

Supongo que en este país sigue habiendo "patentes de corso" para determinadas personas, las razones las igonoro, aunque las sospecho ( y tu también) es una pena que la libertad de expresión no se reparta por igual.

que el "pequeño talibán de sacristía" insulte a uno de los presidentes más dignos que ha tenido este país, sabiendo que no puede defenderse, es simplemente asqueroso. Sus jefes (ya que el parece no saberlo) deberían explicarle cosas como "caridad cristiana" o las virtudes teologales... ya que están tan pesados con que la infancia de este país se lo aprenda, no vendría mal que sus correligionarios también les diesen un repasín.

scape95 dijo...

Me tragué enterita toda esta polémica. En mi opinión, el artículo de Fanlo fue excesivo. Aunque reaccionaba a los insultos del "pequeño talibán de sacristía" Losantos contra Suárez. Una reacción en caliente que no debió salir publicada, porque es ponerse a la altura de los que hace a diario el "copero". Y además, éste ha conseguido de nuevo su objetivo: crispar, cripar y dividir.

Scratty dijo...

Uf, muchas preguntas. Aasí que sólo respondo a una: "¿Puede existir un afán de rentabilizar publicitariamente la polémica?: SÍ, sin duda. Ya que hay que bajarse los pantalones, por lo menos se pagan unos nuevos con la publicidad.

Ireneu dijo...

Os respondo un poco a todos en Memento Forum