Publicidad

sábado, marzo 25, 2017

Hoy, salimos: Casa Carmen

Ir a cenar mientras esperas a que se haga la hora del pase de una película es una de las actividades que más o menos hemos hecho todo el mundo, sobre todo cuando la proyección es tarde y el cine está ubicado en un centro comercial. 

En estas circunstancias, normalmente las opciones pasan por comer cualquier cosa rápida y que no te entretengan demasiado, por lo que la oferta de restauración en las cercanías del cine suele ceñirse a bocadillerías, tapas o sitios de fast-food. Sin embargo, en el Centro Comercial Gran Via 2 situado en L'Hospitalet de Llobregat, entre todo el surtido de comida paso-volando, hay un local que, si le gusta comer bien por un precio ajustado, vale la pena visitar: Casa Carmen.



Restaurant Platillos Casa Carmen

  • Nombre: Casa Carmen
  • Dirección: Avenida de la Gran Via, 75 (ver mapa)
  • Población: 08908- L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona)



Puntuación: 9/10

  • Servicio: Muy amable y atento
  • Ambiente: Adulto, informal
  • Tipo de comida: Cocina de mercado. Estilo internacional. 
  • Precio: Principales entre 7 y 15 euros; postres, unos 4-5 euros; cerveza mediana (solo sirven San Miguel) por 2,25 €

Opinión:

En la terraza del piso superior del centro comercial Gran Via 2, justo delante de la entrada del cine, encontramos las grandes vidrieras de Casa Carmen, un restaurante de interior bastante amplio y bien equipado que, decorado en colores blancos y negros, propone un ambiente especialmente agradable, apto tanto para grupos como para tranquilas cenas en pareja.

La comida, servida con diligencia (hemos de recordar que estamos al lado de unos cines), sorprende gratamente al utilizar ingredientes de mercado y de una cierta calidad. Los platos, con recetas muy cuidadas y con unas presentaciones que no esperaríamos para un restaurante ubicado en un centro comercial, sirven unas raciones muy adecuadas, sabrosas y a buen precio, que convidan a disfrutar de ellos olvidándose de las prisas de los horarios cinematográficos.

Destacable son el salmón a la plancha con verduritas y salsa tártara (en su punto y mucho sabor), así como el pollo tikka masala, que sobre un lecho de arroz basmati y una salsa de especias y leche de coco, eran un auténtico placer para la boca.  Asimismo, los postres son dignos de mención, habida cuenta que no son industriales, sino artesanos (el helado tiene los cristales de hielo típicos), dando un broche de calidad a una cena. Como reverso, la escasez de surtido de cervezas (sólo ofrecen San Miguel), aunque lo suplen con una variada carta de vinos. El vino blanco de la casa, afrutado y fresco, merece la atención.

En definitiva, Casa Carmen es un local muy agradable donde pasar un buen rato disfrutando de una buena cocina en un lugar donde jamás te lo esperarías encontrar. 


Cocina internacional de calidad en un lugar insospechado

No hay comentarios: