Publicidad

lunes, noviembre 11, 2013

Spreuerhofstrasse, la calle más estrecha del mundo

Spreuerhofstraße
Uno de los encantos que tienen los cascos antiguos de las ciudades es el entramado de calles estrechas y callejuelas que les da un especial carácter y personalidad. La mayoría de las veces es debido a su confinamiento entre gruesas murallas que obligaba a aprovechar al máximo el suelo disponible, creciendo sobretodo en altura. Esta necesidad de espacio, junto una política urbanística totalmente caótica, han dado ejemplos de calles estrechas en las que difícilmente pasa un coche pequeño, pero esto que pudiera parecer estrecho, se convierte en una avenida más ancha que la Diagonal de Barcelona cuando la comparamos con la Spreuerhofstrasse de Reutlingen, la calle más estrecha del mundo.

No todo el mundo pasa por aquí
Como tantas otras veces en la historia, nadie es profeta en su tierra, e incluso esta calle de la ciudad de Reutlingen (Baden-Wurtenberg, Alemania), a unos 30 kilómetros al sur de Stuttgart, era totalmente desconocida para sus habitantes hasta que en 2007 fue incluida en el Libro Guinness de los Records. Siendo, a partir de entonces, un auténtico foco de atención turística de la ciudad, atrayendo galeradas de despistados turistas -entre ellos el mismísimo presidente chino Hu Jintao- ávidos de "pasearse" por esta estrecha calle... si pueden, claro, porque no es apta para todas las tallas.

31 centímetros de paso
Con tan solo 50 cms ancho, que se convierten en 31 cms en la parte más estrecha, la Spreuerhofstrasse no es una calle apta para el paso de viandantes entraditos en carnes. Y aunque más de uno dude de que este pasillo sea una auténtica calle, hay que destacar que tiene esta denominación oficialmente desde el año 1820.

Un reto para después de una dieta
El origen de esta calle lo hemos de buscar en 1726, cuando un incendio devastó la zona, destruyendo buena parte de los edificios. Éstos al ser reconstruidos, lo fueron sin tener demasiado en cuenta las medidas, ni las reglamentaciones, y al ocupar parte de terreno público, este pasillo pasó a tener consideración de calle, con el nombre oficial de "Nº 72".

Estrechez extrema
Si bien no se sabe a ciencia cierta cual era la utilidad de la calle, se supone que este estrecho pasillo tenía la finalidad de permitir un escape ante los incendios o incluso como salida de una vaquería colindante, la cual aprovecharía el callejón para distribuir la leche sin tener que dar un molesto rodeo. Sea uno, o sea lo otro, lo único que se sabe es que la calle, la cual tiene un letrero explicativo en cada una de las entradas -excepto cuando lo roban-, ha llegado hasta nuestros días... aunque hasta hace poco, la cosa no estaba demasiado clara...

Desde 1820 es oficialmente una calle
La casa que ocupa el nº 9 -la que corresponde al trozo más estrecho- estaba en un estado ruinoso, ya que, a pesar de ser de 1726 y estar catalogada, su propietario no estaba dispuesto a invertir ni un euro para rehabilitarla. Ello hacía que las maderas podridas y las humedades amenazasen con hacerla caer en cualquier momento con lo que se daría fin a esta curiosidad. Por suerte, todo está camino de arreglarse, ya que el ayuntamiento de Rotlingen ha comprado dicha finca por 100.000 euros y en breve comenzarán las obras de acondicionamiento. Y más le valía, porque con lo que se quieren sus vecinos a la peculiar calle, a su alcalde lo iban a correr a gorrazos si lo llegan a dejar caer.

Una calle construida en 1727
Parece mentira como la cotidianeidad hace que tengan que venir de afuera para que apreciemos lo que tenemos en casa. Por desgracia, este desprecio a lo que tenemos más cercano ha hecho que en más de una vez hayamos perdido muchas bellezas patrimoniales porque la gente no se ha movilizado lo más mínimo y los que tenían algo a ganar con su desaparición -y que muchas veces conocían su valor perfectamente- se han aprovechado de este silencio. Spreuerhofstrasse necesitó salir en el Libro de los Records para ser una atracción mundial. Mire y busque a su lado, seguro que, aunque le parezca mentira, una pequeña maravilla espera su mirada.

Spreuerhofstraße, la calle más estrecha del mundo

Webgrafía