Publicidad

jueves, enero 22, 2009

La mosca tras la crisis.

Crisis, crisis y crisis. Todo el mundo está en crisis. Los bancos no hacen préstamos, la gente no gasta ni que los maten, las empresas cierran o hacen regulaciones de empleo como quien se cambia de calzoncillos y los comercios no venden las cosas casi ni regalándolas. Las administraciones no hacen más que decir que la cosa aún irá a peor y vamos a ir con una mano delante y otra detrás. Ya anuncian que en vez de inflación habrá deflación, es decir que los precios van a ir bajando conforme nos hacemos más pobres a ritmos forzados. Y sin embargo yo me pregunto... ¿Es posible que TODO vaya TAN mal? ¿Qué está pasando aquí? Normalmente, cuando hay gente que pierde, significa que hay alguien que gana, pero en este caso NADIE gana. Qué curioso. Ésta mosca que se me ha puesto detrás de la oreja me ha hecho reflexionar y de ser ciertas mis suposiciones, la perversidad de la situación actual sería de las que harían historia. A ver si soy capaz de explicarme.

Lo primero que me llamó la atención es la obsesiva fijación de las instituciones económicas tanto europeas como mundiales para aumentar la percepción de crisis de la población, máxime cuando históricamente siempre han tendido a quitar hierro cuando la cosa ha pintado bastos. Por su parte, sabido es que el comercio, base de toda economía, es muy influenciable y depende de la confianza del consumidor, sin embargo, no hay ningún organismo ni político ni económico que venda optimismo, o como, mínimo tranquilidad aunque fuera falsa (como tantas veces se ha hecho antes). Parece, por tanto, que hay un cierto interés a que el pánico se instale en la población. ¿Porqué?

Tal es la percepción de crisis por la gente, que ésta, por miedo no consume, o si lo hace, lo hace en modo de subsistencia, recortando todos los gastos superfluos e incluso los más básicos. Ello provoca que el comercio se resienta, el cual reduce a su vez el gasto a los proveedores. No hay tanto dinero en movimiento y la gente aún se retiene más en su gasto. Se produce un círculo vicioso en que nadie gasta y, psicológicamente, la gente se conciencia de que no gastar es lo mejor que pueden hacer por si vienen aún peor, tal como están anunciando.

En este contexto, las empresas empiezan a declarar pérdidas por la bajada de las ventas, y empiezan a abrir expedientes de regulación de empleo (ERE) por doquier, inquietando aún más a la población y estancando más la economía ¿Todas las empresas con pérdidas?¿Todas? Incluso Google, paradigma de la empresa de éxito, hace reestructuración y despide 100 personas del departamento de recursos humanos. Nissan, por su parte, demanda financiación al Estado para no tener que despedir a un montón de gente. ¿Los trabajadores como escudos humanos?...huy qué mal me huele esto.

Los bancos siguen en su crisis particular y no dejan dinero simplemente porque no tienen, y están esperando los dineros de los diferentes países para poder limpiar la mierda que tienen en sus cuentas, y hasta que no lo hagan no van a soltar ni un duro. Evidentemente, el hecho de que la gente no gaste un duro les favorece, ya que si la gente gastase tendrían que sacar en metálico un dinero que ahora por ahora solo está en un extracto. Entradas a bajo interés para ellos, y salidas en metálico de los depósitos reducidas al máximo, significan equilibrio de las balanzas a pasos agigantados. La crisis, por los bancos, que siga unos cuantos añitos más.

Las empresas, como la población tiene metido en la cabeza que la crisis nos está devorando, aprovechan la inercia de pesimismo para hacer limpiezas internas. El miedo de la gente hace que para aguantar los puestos de trabajo, los sindicatos acepten casi cualquier cosa. A lo mejor sobran 100 personas, pero la circunstancia es favorable a los EREs y si echan a la calle a 1000, como todas las empresas están "en dificultades", los agentes sociales no van a chistar mucho para asegurar unos cuantos puestos de trabajo y el Estado no va a escatimar gastos para sostenerlas. Total, si necesitan esa gente, las volverán a readmitir pero con condiciones mucho mejores para la empresa. Para las empresas importantes, que siga la crisis un tiempecito más, tampoco está mal.

Y así estamos, los agentes económicos tienen MUCHO a ganar metiendo el miedo en el cuerpo de la gente, y utilizan todos sus recursos mediáticos y de presión política y económica (lobbys) para que la gente no se suba a la parra y les fastidie la situación. Situación que les es muy favorable para enjuagar toda la mierda de una situación económica interna que haría saltar a las cúpulas directivas tanto de empresas como bancos. Pero claro...mientras salten los "curritos" y la gente no se rebote, no saltarán los jefes. Y si encima la gente se resigna, la cosa les irá sobre ruedas... para ellos, claro.

En esta circunstancia, todos los agentes sociales tendrían que poner las peras a cuarto a la patronal ante cualquier ERE, porque la crisis, ahora, se está aguantando artificialmente para beneficiar a los grandes empresarios y banqueros y no porque haya una situación de crisis real. Como todo en esta vida, todo es cuestión de percepción: si crees que las cosas van mal, solo pueden ir a peor, posición a peor que significa pérdidas al pueblo llano, mientras que los de siempre van a ganar a espuertas. Y es que, siempre que alguien pierde, hay alguien que gana. Siempre.

Las matemáticas nunca fallan.

¿El lado oscuro? No, un globo.

4 comentarios:

-=CID=- dijo...

Es un anasilis muy certero de la situación actual. Es más la crisis es el resultado de la mala gestión de altos cargos: gerentes, directivos, incluso cargos publicos del Banco Central Europeo, el Banco central Americano, etc

Y todos estos ganan una pasta y continuan en el cargo, y si se han ido lo han hecho con los bolsillos llenos.

Y los politicos también tienen su parte: Bush ha gobernado según las directrices de los lobbys de grandes empresas, en España se ha apoyado la invesión inmobiliaria hasta que al final ha explotado como se preveía...

Ireneu dijo...

Y mientras que la gente crea que haya crisis, pues la cosa irá genial para las empresas para hacer limpieza.

Osea que ya sabes...¿crisis? ¿Qué crisis? ;-)

Y Obama, limitando el control de los lobbys... uisss que a este lo van hacer pasar a la historia bien rápido como les toque mucho la huevada a los neocons...

-=CID=- dijo...

Mira este libro, es muy interesante:

http://www.naomiklein.org/shock-doctrine/materiales-espanol

dezaragoza dijo...

Tremendamente interesante el análisis que haces. Pero en solución yo digo que no hay que llorar (ni poner las peras al cuarto) a la patronal, sino pasa de ella. A más gente sin recursos más fácil conseguir montar cooperativas (por ejemplo). Mira el ayuntamiento de La Mariaelena (Sevilla) y sabrás de lo que hablo. Un saludo.