Publicidad

sábado, mayo 07, 2005

La patriótica puñalada china

Hoy el motivo de mi indignación ha sido el enterarme que el F.C. Barcelona ha firmado un contrato para lucir en la camiseta publicidad de Pekin 2008. Yo, soy del Espanyol, lo reconozco, pero tampoco encontrareis muchos posts en este mi blog en que hable de futbol. El futbol no deja de ser más que una distracción, y como tal ha de quedar. Sin embargo, no me puedo callar ya que esta "inocente" acción me afecta en tanto que catalán y comerciante del ramo del textil.

Dejando a parte el hecho de que yo, simplemente por ser del Espanyol, he de cargar con el lastre de que me llamen fascista y anticatalán por donde vaya, porque un simple equipo de fútbol ha querido tener la exclusiva "patriotica" catalana y repartir el carnet de catalanidad según sus intereses, lo que no puede ser es que se jacten de "fer pais" (hacer pais) y esten, contando con la connivencia de los estómagos agradecidos de la prensa deportiva, dando puñaladas traperas al pais del que se autodenominan "defensores" y encima les esten riendo las gracias.

Ejemplos son innumerables,y no hace falta remontarse a los tiempos del soberano "pelotazo" del campo de Les Corts. Sin ir mas lejos colean "affaires" tan graves como el proyecto Barça 2000, por el que se pretendia hacer un complejo macro comercial en los aledaños del Camp Nou, sin miramientos de ningún tipo para con el comercio del barrio de Les Corts, el cual se puso en pie de guerra para parar semejante proyecto especulativo que enviaba a la mierda la práctica totalidad del pequeño comercio de la zona. Asimismo, tambien tienen el asunto de Can Rigalt, en L'Hospitalet, terrenos de propiedad privada calificados de Parque Metropolitano, que fueron adquiridos en parte por el Barça para hacer su ciudad deportiva... y un millar de pisos de nada; la asociación de vecinos se ha opuesto radicalmente a tamaño pelotazo. ¿Respuesta de los periodistas lameculos? tildar de "madridistas" a la junta directiva de la AVV. Incalificable.

Y llegamos hoy al esperpento del esponsor de Pekin 2008. En un momento en que el textil catalán está en una seria crisis debido a la importación masiva de prendas chinas a precios reventados, con el peligro de que miles de familias se vean definitivamente en la calle, ellos, tan catalanes como predican, se alian a promocionar la candidatura de nuestro verdugo. Verdugo sensu strictu, porque asimismo está promocionando la candidatura de un pais en que los derechos humanos son constantemente conculcados y las libertades reducidas a la mínima expresión. Y por si fuera poco, promocionando la candidatura de Pekin (Beijing para el resto del mundo) se ponen "a favor" del sector turístico catalán, al atacar con su claro posicionamiento la entrada de divisas del siempre adinerado turismo japonés pro-gaudiniano a sabiendas de la situación -bastante más que tensa- entre China y Japón. Autenticamente de locos.

Todo por la pasta. El Barça necesita dinero y no duda en vender su "patria" y su tan cacareada inmaculada camiseta por un plato de lentejas. Lo mismo le da que gracias a su avidez monetaria se cargue los puestos de trabajo y la vida de decenas de miles de personas, de este pais "que tanto ama"; primero es el dinero despues las personas.

Eso si, ellos cada domingo cantarán "Els Segadors" y bailarán sardanas antes de empezar el partido, y yo continuaré siendo un asqueroso e inadaptado fascista anticatalán.

3 comentarios:

El inadaptado dijo...

Tirando de tópico, "la pela es la pela".

Con lo que he visto aquí en Alicante, ya no me asusto de nada...

Miércoles Adams dijo...

Hola, por lo que veo en todas las Comunidades Autónomas se cuecen habas, y nos chulea una clase política a medio camino entre borregos y chupópteros.

Por cierto, mi mamá y mi hermana viven en Hospitalet, igual te compran a tí los chandals!!!

Saludines

Ireneu dijo...

Ostia... es que si te sale un hijo gay, se puede comprender, pero que te salga político! y si te sale como el Zaplana.... puaffff!

Por cierto, si que es posible que le haya vendido chandals, si... pero habiendo 250.000 personas en Hospitalet, como que sería un poco dificil, Adams! ;-)